fbpx

Carillas

normas_despues_de_intervencion

Los excelentes resultados de una boca con carillas

Nunca antes había sido tan fascinante ser dentista.

Las carillas es un procedimiento odontológico restaurativo encaminados al enmascaramiento de la superficie visible del diente con el fin de corregir problemas estéticos o patológicos de los dientes ocasionados por caries dental, restauraciones previas, fracturas, cambios de color o alteraciones de la forma dental.

De esta manera, realizamos sobre el diente una especie de escultura, modelando su forma y añadiendo las partes perdidas por desgaste o fracturas a la vez que blanquea el color de los dientes, proporcionando un equilibrio justo entre opacidad, translucidez, color, forma y textura.

Tipos de carillas

Las carillas son unas láminas finas que se fusionan a la superficie de los dientes para mejorar la estética de la sonrisa modificando la forma, color y posición; y por tanto son una solución rápida y efectiva a un problema común.

Las carillas suponen uno de los logros más importantes en la odontología estética. Pueden ser de porcelana o de composites, siendo el odontólogo quien le debe aconsejar la mejor opción en cada caso.

Carillas de porcelana

Las carillas de porcelana se hacen personalizadas sobre un molde de la boca del paciente. Las piezas, una vez hecha la medición, se hacen en laboratorio totalmente personalizadas, sobre un molde de los dientes. El resultado es un aspecto muy natural y resistente. La única diferencia notable es que se debe realizar en dos sesiones: una para tomar las medidas y la segunda para adaptarlas y colocarlas.

Carillas de composite

Las carillas de composite se aplican a la superficie de los dientes con pincel y espátula con una técnica de estratificación, en capas muy finas superpuestas y que normalmente se resuelven en una sola sesión.

La combinación de los mejores composites, con excelentes propiedades físicas y ópticas, dan como resultado una sonrisa completamente natural.

Aplicar correctamente una carilla mezcla técnicas médicas con habilidades muy parecidas a las de esculpir. En realidad, la creación de una buena pieza dental es la creación de una pequeña escultura, modelando su forma y añadiendo las partes perdidas por desgaste y fracturas, y al mismo tiempo, blanqueando el color de los dientes y proporcionando un equilibrio justo entre opacidad, translucidez, color, forma y textura.

El resultado final de una boca con carillas es indetectable. En realidad, la única diferencia será la blancura y perfección de la sonrisa. Por fin tendremos la sonrisa deseada. Una sonrisa de cine.

Primera consulta gratuita. ¡Pide cita previa!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies